Portada » Blog » 6 cosas divertidas que hacer en vacaciones

6 cosas divertidas que hacer en vacaciones

Llega el verano y posiblemente, tengas días en los que no encuentras la forma de mantenerte motivado, no sabes que hacer en vacaciones. Lo que normalmente queremos hacer es descansar o viajar. Muchas veces puedes perder la motivación, ya sea que hayas comenzado una nueva rutina de ejercicios o que hayas estado ejercitándose constantemente durante gran parte del año.

Puede ser incluso más difícil saber que hacer en vacaciones a medida que el clima se vuelve más frío o mucho más caluroso, dependiendo del país donde estés. Si estás reacio a salir a correr o tienes dificultades para encontrar actividades en las que disfrutar en tus vacaciones.
A continuación te dejo 6 cosas divertidas que puedes hacer, si no sabes que hacer en vacaciones.

1. Escuchar música

La música puede cambiar por completo tu estado de ánimo y ponerte con la mentalidad adecuada, manteniéndote motivado. Ciertas investigaciones muestran que la música crea una respuesta emocional dentro de nosotros. Tiene el poder no solo de mejorar nuestro estado de ánimo, sino también de afectar nuestra percepción del mundo.

Haz de la música tu herramienta de motivación. Necesitarás encontrar las canciones que te hagan sentir lleno de energía y poder. ¿Qué canciones son tus himnos poderosos? ¿Qué canciones te han gustado siempre? ¿Hay canciones que te dan ganas de bailar cuando las escuchas? Una vez que haya encontrado su lista de reproducción, estarás listo para asumir lo que sea que te traiga tu entrenamiento.

2. Haz deporte al aire libre

Hacer ejercicio debe ser agradable, incluso si es un desafío. Si has perdido la motivación para hacer ejercicio y no sabes que hacer en verano. Comienza tu rutina con algunos de tus ejercicios favoritos. Hacer los movimientos que amas te ayudarán a aflojar el ritmo para que disfrutes de hacer ejercicio al aire libre. Si comienzas tu entrenamiento con lo que realmente disfrutas hacer, todo el resto será mucho más fácil, te sentirás enérgico y motivado.

3. Entrena con un amigo

La amistad puede funcionar muy bien para encontrar motivación para salir a hacer deporte, permitiéndote avanzar hacia tus metas. Algunos estudios mostraron que hacer ejercicio junto a un compañero puede ayudar a prolongar la vida y mejorar el rendimiento. Si no sabes que hacer en tus vacaciones, hacer ejercicio con un amigo o compañero de aventuras, puede resultar una gran opción.

Te sentirás menos tentado a saltarte un entrenamiento si un amigo cuenta contigo para ir al gimnasio o para salir a correr. Incluso probar una clase de yoga al aire libre o una nueva máquina en el gimnasio puede resultar menos intimidante con un amigo a tu lado.

4. Date un gusto

Después de cada entrenamiento, siempre resulta interesante un momento de reflexión y relajación. En ocasiones solemos mantenernos motivados y activos a través del cuerpo y del ejercicio físico. Siempre es necesario darte lugar a esos momentos de disfrute, no tengas miedo de recompensarse después de completar un entrenamiento duro o alcanzar una meta. Las recompensas pueden ser sencillas. Podrías permitirte ver el próximo episodio de la serie que te guste o reservar tiempo para leer un capítulo del libro que quisieras terminar.

5. Actividades nuevas

A veces lo que necesitas es un cambio de ritmo para mantenerte motivado. Hacer el mismo ejercicio una y otra vez conduce al aburrimiento y detiene el progreso. Necesitas mezclar los músculos que trabajas, así como los tipos de ejercicios que haces. Una vez que domines un movimiento o una rutina, es recomendable que pruebes algo nuevo o aumentes la intensidad.

Si siempre hace ejercicios de gimnasio en casa, es posible que desees salir a correr o andar en bicicleta un día en lugar de quedarte adentro. Cambiar tu rutina puede hacer que tus entrenamientos sean mucho más emocionantes. Si no sabes que hacer en vacaciones.. ya sabes, tal vez es momento de comenzar esa actividad que venías postergando.

6. Date tiempo para ver resultados

Cumplir con tu rutina de ejercicios te dará los resultados que deseas y ayudará a mantenerte motivado. Lamentablemente estos, no se obtienen de la noche a la mañana. Como todas las cosas en la vida, los buenos resultados toman tiempo. Es posible que no veas resultados durante meses, por lo que deberás crear una rutina y establecer metas alcanzables.

Los objetivos pueden inspirarte a seguir trabajando duro. Es posible que tengas una gran meta para mejorar tu físico, pero es importante dividir esa meta en más pequeñas y alcanzables durante un período de tiempo. Cuando establezca pequeñas metas en el camino, conservará su motivación para el entrenamiento.

La constancia es la clave para cualquier rutina de ejercicios. Hacer del ejercicio un hábito te ayudará a ver resultados. No tengas miedo de empezar poco a poco y trabajar hasta llegar a ejercicios más complejos e intensos. Los resultados físicos pueden ser inmensamente gratificantes, pero hacer ejercicio también se trata de cómo te sientes.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *